De pancito de cena a cupcake en 8 pasos.

En la vida nos enseñan a amar a muchas cosas, pero nadie nos enseña algo tan importante como el amor propio. Si partimos del hecho que nuestro cuerpo es el templo de nuestra alma y sólo nos dan uno para toda la vida, porqué lo descuidamos?

En mi caso, he tenido una vida relativamente saludable donde no fue hasta después de mi segundo hijo que nada fue igual que antes. Salí de la clínica con un buzo café de tercipelo, la moda en esa época, creyéndome un miembro más de la familia bling bling de la televisión y más bien, ahora que veo las fotos, parecía un gran oso grizzlie en vías de extención.. eso sí con rímmel en los ojos y brillo de labios!

Por una u otra razón pasaron los años y así me quedé: cute, coqueta pero con sobrpeso. Con rachas intermitentes de ejercicio y fórmulas “mágicas” para adelgazar. Todo sin un resultado consistente y con objetivos superfluos o a corto plazo: entrar en un vestido para una fecha especial o verme bien en las fotos de un viaje.

No fue hasta Agosto del 2016 que, esperando un milagro sin hacer absolutamente nada, me pesé, ví el número de terror y ahí desperté!

Me dije a mi misma no más, yo iba a volver a ser la misma de antes, no por nadie, porque nunca nadie me lo dijo de frente, sino por mí! Ya no podía seguir engañándome. No iba a cumplir mis 45 primaveras así! Iba a hacer todo lo que estuviera en mi alcance para inclusive verme de 30 y sentirme de 25!

Entonces….empecé! Y en resumen estas 8 cosas fueron claves para lograr el cambio esperado!

1- No hay que cambiar por nadie más que por uno.
Uno puede engañar al mundo, pero no se puede engañar a uno mismo y es por eso que el cambio debe de ser para uno y por uno, no por ninguna otra razón. Yo tengo muchas amigas que si bien es cierto están pasadas de peso, no tienen problemas ni de salud ni de autoestima, son felices como son y se ven radiantes! Se visten con lo que quieren y se ven divinas! Pero no era mi caso. Mi condición física era pésima y ya no hallaba que ponerme, a veces sólo me faltaba un micrófono y cantar “Tómame ó Déjame”.

2- Olvidate de la palabra “dieta” y la magia no existe!
La comida lo es casi todo a la hora de adelgazar. No hay recetas mágicas!
Después de tomar la decisión, me dediqué por dos semanas a escribir sin misericordia lo que me comía cada día. No lo leía, no me engañaba. “Pero es que yo como muy poquito” me repetía como un disco rayado y una vez que pasaron las dos semanas y leí lo que había escrito, casi me infarto! No sólo de la cantidad de “cochinadas” que comía por no tener “tiempo” de comer bien, sino por las barbaridades que hacía en un sólo día: la verdad había salido a flote!

A partir de mis notas, empecé a hacer cambios pequeños pero significativos, cambios que a mí me funcionaban sin tener que dejar de comer radicalmente de todo. Si me tomaba un café deliciosamente cargado de azúcar de botellita todos los días, lo corté a una vez a la semana… Claro entraba a comprármelo como un adicto en recuperación con tembladera de manos y todo y lo saboreaba hasta la última gota.

Dejé de comer a toda hora, el carro nunca más fue mi mesa de comedor y a pesar de que al principio me costó mucho, dejé de que el acelerado ritmo de vida me comiera, o más bien que yo me lo comiera a él!

Hice cambios que fueran sostenibles en el largo plazo, cambios que me gustaran y pudiera seguir comiendo toda mi vida. Olvidate de la palabra “dieta” Cualquiera puede adelgazar con un huevo duro, una taza de gelatina y tres almendras al día, pero no es algo que se pueda mantener de por vida, por lo menos yo no.
Hay que construir planes alimenticios que se conviertan en un estilo se vida.
Empecé a comer en plato pequeño, no cargándolo como hace la gente en los “all you can eat” que termina el plato como un acto de malabarismo de circo, sino llenándolo con lo que me mantuviera satisfecha por más tiempo. Mucha ensalada, proteína y nunca olvidé las harinas. Yo personalmente siento que si uno deja de comer algo, en el momento que lo vuelva a comer explota como un airbag, por eso mejor con moderación todos los grupos de alimentos.

No hay que perderse de los placeres de la vida!
Tenía un “cheat day” un día en que podía comer lo que quisiera. Mi sobrina me decia parándome los ojos “tía es cheat meal no day” pero para mí era day! Ese día aprovechaba selectivamente mis indulgencias! No lo desperdiciaba con una canastica de fresas en un té, no! pero sí por una deliciosa tajada de torta chilena o un buen pedazo de pan recién hecho con mantequilla!
Poco a poco mis cheat days no importaban tanto pues comía de todo y esa necesidad de comer comida chatarra había disminuido muchísimo. Eso sí nunca pude dejar de comer chocolate, para mí hay tres cosas que como todos los días que no son negociables: el tomate, el aguacate y el chocolate. Escojé las tuyas y que en el balance por lo menos hayan dos buenas y una que alimente el alma!
Además tenía mis premios! Nunca comida pero si ropa, zapatos, un tatuaje! Cosas que yo sabía iban a ser de gran satisfacción por cada milestone logrado.

3- Líquido, líquido y líquido.
Siempre he tomado mucha agua, pero incrementé el consumo de té verde, nada elaborado, sino del que venden en el super sin azúcar. Quien me ve en la calle siempre me va a ver con mi botella debajo del brazo! Eso no lo cambio por nada.

Todas las mañanas me tomo mi batido con piña y pepino como base más lo que haya en la nevera dependiendo de la etapa de la quincena ( a veces hay espinaca, a veces naranjas, lo que sea que sepa rico) y un vasito de jugo de limón en ayunas con colágeno para alcalinizar el cuerpo. Esto me ayudó a fijar mejor la piel y a no quedar tan floja después de perder peso, no es un secreto, hasta google lo dice!

4-Encontrá el ejercicio que más te guste, probá todo, siempre hay algo que es lo de uno! Yo no hice ejercicios hasta que bajé los primeros 23 kilos. Pero esa fui yo y fue parte de conocerme en todo este proceso. Hacer ejercicio a mí me da muchísima hambre y si estaba haciendo cambios alimenticios en términos de estilo de vida y raciones, hubiera sido como nadar contra corriente.
Una vez que perdí 23 kilos empecé a caminar en las mañanas y a hacer pilates. En una época hice Tacfit y lo amé, regresaré a entrenar pronto, hoy hago pilates y lo amo! Para mi es como cuando a un chiquito le dicen que va para Disney! Amo mis clases de pilates y no las cambio por nada!

5- Todas las semanas, los lunes cuando me peso, me tomo fotos en un espejo de cuerpo entero, en serio no hay mejor motivación! Porque uno se ve todos los días y de verdad que yo me siento medio igual… pero no! También la ropa empieza a quedarle floja a uno que también es un muy buen indicador, pero si uno ve los cambios como observador y no como protagonista, los ve de verdad, se siente super cool y no afloja! Para mi no hay como la evidencia de las fotos. La que ilustra este post, a mi me da risa! Pero habla por sí sóla!

6- Tomo canela todos los días. Una gran amiga “flaca” me lo recomendó pues a ella se lo recetaron pues a pesar de ser flaca toda la vida, tenía que bajar el nivel de azúcar en la sangre, bajar el nivel de grasa corporal, el colesterol malo y los triglicéridos. En términos de nivel de grasa, yo era como esos patecitos que uno ve en el super, sólo me hacía falta el cierre metálico en el copete! Hoy mis exámenes de sangre en términos de azúcar y perfil de lípidos son normales y el nivel de grasa es acorde a mi edad, peso y estatura.

7- Escojé tu grupo de apoyo!
Idealmente sería tener un team de nutricionistas y personal trainners, si podés hacelo! Yo no lo tuve, mis prioridades presupuestarias me contemplaban a mí como mi único team ( eso sonó divino, la traducción es que no tenía plata para eso!) Me tenía a mi y a mis ganas de sentirme bien de nuevo!
Pero también hay que rodearse de personas que te motiven, familia, amigos, escogidos y poquitos, pero que quieran ayudarte en este proceso. News Flash: no todo el mundo se va a alegrar de tu cambio. Dos o tres personas contando a la mamá de uno van a ser consistentemente felices en todo el proceso. Existen personas que no pueden alegrarse de que alguien esté feliz y bien, especulan con el fin de justificar que un buen resultado debe de ser por la vía más fácil, y en mi caso me han achacado desde operaciones, photoshop, bulimia…había hasta un chat con fotos mías en que se discutía que había hecho! Reuniones en que “despellejaban” mis fotos y hasta cicatrices me encontraban de la operación mágica con que adelgazé, a tal punto que hasta fui víctima de acoso psicológico de personas que simplemente no pudieron con la idea de que Ana ya no era gorda. Si alguien se opera porque por salud tiene que bajar de peso no tienen nada de malo!  pero ese no fue mi caso. Quienes me conocieron de “joven” lo saben y me dicen “Regresaste a ser la de antes!” , los que me conocieron gordis,  si son los más impresionados y me ven con cara de “esta qué? se fue al Tibet a palmarse de hambre tres meses?!”
Pero todo eso no importa, si uno está feliz, hace el cambio por uno y escogió tan bien su grupo de apoyo que no se van a cansar nunca de decirte lo bien que lo hiciste y lo bien que estás, todo bien! Uno no vive por la gente, uno vive por uno mismo y si está feliz, que digan lo que digan!

8- Si sé puede. Yo al principio tenía una meta más conservadora, jamás me hubiera imaginado llegar en 6 meses a mi peso ideal y menos aún haber bajado más y mantenerlo 7 meses después, pero a medida que fue pasando tiempo me he dado cuenta que usando el amor propio y la mente como aliados si se puede. Todo está en la mente, hay que proponérselo y creérselo.

Hoy por hoy, esta es mi historia,  con momentos de mucho control mental y muchos comentarios unos graciosas y otros no tanto, 28 kilos menos y con mucha gente buscándo inspiración, ya sea personas que tenía años de no ver o que ni conozco que me han llamado y escrito para preguntarme qué hice y yo feliz de ayudar, decidí que este iba a ser el primer tema de mi blogg, contar qué pasó en los 6 meses que decidí transformarme de pancito de cena a cupcake!

Porqué un cupcake? Porque si bien es cierto ya no soy un pancito de cena, no soy perfecta ese no era el fin, pero me siento feliz y me veo feliz.
Ahora tengo mis “problemas de Barbie” como me dijo una muy buena amiga: que se me arrugó el cuello o tengo una arruga en la panza, o se me fué el trasero, pero puedo vivir con eso porque estoy feliz, saludable y me siento bien, ahora trabajo en mejorar esos detalles (tema para más adelante) y puedo inspirar a otros con mi historia.

En resúmen cuál fue mi receta “mágica”? Aceptarlo, decidirme a cambiar, aprender a conocerme y construir a largo plazo… más nada! Puro amor propio!
No tengo problema en contar más detalles sin ser una experta o de apoyarte si querés acercarte y contarme tu historia, pero super más enriqucedor que nos compartás tus tips y “secretos” para bajar de peso o mantener un peso ideal y así nos ayudamos todos! Te animás?


#lifethrumyeye #princess #inspiración #pérdidadepeso #amorpropio #salud #elpoderdelamente #quererespoder #conocetucuerpo #autoestima

 

 

 

BRAVE

Hace un año, cuando elegí mi palabra clave para este año 2018, elegí “Brave”. Por dicha no elegí “Gallina” porque ¡me hubiera ido como un quebrado!

Tengo varios años de escoger una palabra que me ayude a definir mi año, a guiar mi propósito. No es algo que hago al “bateo”, no sé cómo pero me “nace”.

Si por la “víspera sacaba el santo” todo apuntaba a que iba a tener un año en que iba a tener que ser valiente y ¡Yisus da Lord que no me equivoqué!

Hoy puedo decir que me siento orgullosa de haber sacado varias veces fuerza de donde ya no tengo y he tenido que tomar “el toro por los cuernos” y hasta como por ahí dicen “bailar con la más fea” – ¡puede que este sea el post del record de los dichos!- pero siempre tuve un norte gracias a mi palabra del año: siempre tuve que ser valiente. Me quedan veintisiete días y espero que la valentía no se me termine antes… ya está casi en “empújela”.

¿Definís vos una palabra para tu año?

Es una práctica que me parece súper cool. Solo tenés que pensar en esa palabra que querés sea el “ancla” de tu año: lo que te mantenga enfocado, que te recuerde tus prioridades y propósitos:

✨¿Cómo querés que sea el look and feel de tu vida?

✨¿Cómo podrías aplicar esta palabra en todos los aspectos de tu vida?

Si pensás honestamente en qué te salió bien y qué no te funcionó este 2018, probablemente ya sabés lo que querés para el 2019 y tu palabra fácilmente ¡te brincará en la cabeza!

Este año no termina sin que me haga un tatuaje nuevo ” With brave wings she flies” porque sí, me ha tocado volar con alas valientes y así sobre la nada me acaba de llegar mi palabra para el 2019: FEARLESS porque en todo este vuelo he aprendido a que sigo aprendiendo a no tener miedo y recibiré el 2019 con una Fé más fortalecida, un ego más disminuido, una gratitud inmensa y como me dijo alguien a quien adoro “happy but not giving a fuck”.

✨Contame si te parece cool escoger una palabra para vos ✨

Y no te olvidés seguir mi día a día en mi Instagram https://www.instagram.com/lifethrumyeye_by_ana_casafont

Y si crees que mi narración puede ayudar e inspirar a más personas, por favor, nada te cuesta compartirla. Yo más que feliz de ayudar a que seamos cada vez más quieres vibremos positivamente en este mundo. Y no te olvides de darle un “me gusta” a esta página para que me puedas seguir leyendo.

Las montañas no se levantan sin un terremoto.

Llorar duele mucho. Que mal cuando estamos felices y tranquilos y nos dan una mala noticia.
Yo literal siento que el mundo me da vueltas y bueno la primera reacción es llorar. Llorar para empezar a buscar respuestas, para ver para donde agarrar. Es una reacción natural sin embargo, llorar duele mucho…es mejor sonreir.
¿Y cómo es que se me ocurre sonreír en medio de tanto dolor?
Entendí que el miedo, la angustia, la incertidumbre y la ansiedad no me llevan a nada bueno.
Si analizamos al  miedo, solo la palabra da miedo. Basta que dejemos que nos domine y ya nos llevó puta.
Como reacción de supervivencia, el miedo es natural y acciona mecanismos de defensa: aquí si es válido sentirlo. No es sensato ver que nos va a comer un cocodrilo en Tárcoles y a pura buena vibra pensar que lo vamos a  ahuyentar… ahí si ¡panikéese!, libere toda la adrenalina que pueda, corra, rece y bueno nada más.. porque nada más servirá si es no te querés convertir en ceviche para cocodrilo en tres… dos… ¡uno!
 Pero cuando el miedo es provocado por una situación que nos da incertidumbre, tristeza, ansiedad, el poder de la mente debe de entrar en acción.
Y esto porque el miedo paraliza y abre puertas que no queremos abrir. 
No es que yo sea una gata en dominar el miedo, pero no dejo que me venza. Ahorita estoy pasando una situación que me podría tener paralizada, como la mismísima garrotera del Chavo del 8, pero ¿qué estoy haciendo para sobre ponerme, seguir adelante y esperar lo mejor?
1-Me concetro en el hoy: Cuando me concentro en el presente, no le doy poder al miedo. Un día a la vez: vivir en el presente puede ser tan fácil como simplemente respirar y vivir el momento. No puedo sacar conclusiones ante la incertidumbre -no soy adivina- y más bien estaría visualizando situaciones negativas y declarándolas al Universo y eso es lo que no quiero.
2- Practico Gratitud: Cuando tengo miedo, simplemente pienso en las razones por las cuales estoy agradecida. Mis bendiciones siempre superan mis temores, entonces me trato de enfocar en lo que me hace sentir viva… y no muerta de miedo.
3- Reemplazo: Cada pensamiento negativo de ansiedad o temor lo sustituyo por uno positivo de la situación. Todo es un balance y lo malo, malo, no siempre es del todo feo, algo bonito tiene: algún aprendizaje, me permite encontrar fuerzas de donde ya siento que no tengo, me acerca a personas a quienes quiero, me permite poner en perspectiva mi vida y de nuevo re asignar prioridades.
4-Tomo acción: Soy una persona que toma acción y sé que los miedos son creados en mi mente y son simplemente miedos,  que están ahí esperando hacer mi realidad más miedosa de lo que realmente es. Hay que debilitarlos y la mejor manera es no darles importancia -así se hacen chiquititicos- y la mente se aclara para poder pensar bien las cosas.
5- Sonrío más: No pierdo mi sentido del humor, reírme es mi principal aliado, me ayuda a mantenerme optimista y enfocarme en lo positivo. Así sea cantar en el carro-lo cual me hace muy feliz- salgo y me voy a dar una vuelta sin rumbo, solo para poder cantar.
6- Reconozco que no soy perfecta: No tratro de controlar las situaciones pero sï las emociones. Obvio que sí, tengo mil momentos de deseperación, de dolor, de angustia. Pero ¿quién no cuando está sufriendo por algo? La diferencia es que trato de actuar lo más normal posible. Tengo mil cosas que hacer y no me puedo echar a morir…solo a ratitos. Por un lado creo que si mi inconsciente me ve “normal” va a decir ” ¿diay? ¿a esta que le pasa?” y va a dejar de joderme con los peores escenarios mentales posibles… como quien dice “me hago la chancha” conmigo misma!
7- Rezo: Pongo todo en las manos de Dios y de nuevo le pido que me lleve alzada. Si no puedo controlar la situación, se la entrego y listo. Él sabrá que hacer y a mi me da paz pensar que ya no está en mis manos. “Con la Fé llega la Esperanza”, eso lo tengo tatuado en mi antebrazo izquierdo y es uno de mis principales recordatorios de vida.
No sé que va a pasar mañana…pero solo puedo esperar lo mejor y por eso, si estás como yo- a veces con ganas de salir corriendo y de no hablar con nadie- date ese momento: porque ser humano es sentir, sin olvidarse que también lo es ser resilente y aprender a adaptarse a las situaciones y a superar la adversidad.
Y lo más importante, nunca hay que perder la esperanza, una persona optimista es aquella que espera que ocurran cosas positivas porque las situaciones difïciles, solo nos hacen salir adelante en la vida mucho más fortalecidos.
No crean, tenía más de un mes de no escribir, pero hoy necesitaba escribir para leerme…
Y no te olvidés seguir mi día a día en mi Instagram https://www.instagram.com/lifethrumyeye_by_ana_casafont por ahí en mis Ig stories ¡canto bastante!

Y si crees que mi narración puede ayudar e inspirar a más personas, por favor, nada te cuesta compartirla. Yo más que feliz de ayudar a que seamos cada vez más quieres vibremos positivamente en este mundo. Y no te olvides de darle un “me gusta” a esta página para que me puedas seguir leyendo.

Palo Santo

Ayer entre esas cosas random que a uno le salen en Instagram, me encontré esto: “Has visto lo rápido que se fue este año? Pues deberías de dejar de jugar con tu vida”

Y sí, este año se fue volando… yo no sé que pasó, pero a mí las horas, los días , las semanas, los meses se me han ido rapidísimo… ¡por dicha! Ha sido un año muy cargado de “energías diferentes” por así decirlo, un año pesado pero que ha la vez no puedo estar más que agradecida…de que termine… ¡jajaja! No mentira, a pesar de que ha sido duro, no me han faltado bendiciones y he aprendido y crecido mucho como persona, pero sí creo necesario apurarse a prepararse en estos dos meses para poder empezar a recibir el 2019 bien preparados.

Más que comerse las 12 uvas a media noche, para mi un cambio de año no lo veo como “borrón y cuenta nueva” del todo. Para mí, ese “borrón” es un porceso contínuo de crecimiento, pero sí “intensifico” medidas por así decirlo en el último trimestre del año.

Hace un año escribí la saga de “Propósitos y Prioridades para Mente, Cuerpo, Alma y Relaciones” donde les daba ideas de objetivos a plantearse para ser una mejor persona integrando esas cuatro áreas a sus objetivos y llenándolos de gratitud y felicidad. Si nos los leyeron los pueden buscar entre mis posts, porque hoy me voy a enfocar en qué estoy haciendo- y deberíamos hacer todos- para por así decirlo “limpiarnos” y empezar el 2019 como recién bañaditos:

1-Limpiá tu entorno: ¿Cuántas personas tenemos a veces a nuestro alrededor que solo sirven para mortificarnos la existencia? ¡Uff yo diría que muchas!. Personas que constantemente nos roban la paz y la energía, que no son sinceras, se empeñan únicamente en criticarte y ahí seguimos de nejas aguantando sobre la nada. ¡Nop! Si alguien no te aporta y no te suma “Ciao, gracias por todo” No hay necesidad de pelear con nadie, es mejor alejarse silenciosamente y ya la vida se encargará de devolverle a esas personas con la misma moneda los malos ratos que te hizo pasar. Uno es quién permite que esas cosas le afecten, pero cuando ya el reflejo de las inseguridades de este tipo de personas se vuelve “personal” contra uno, ¿para qué seguir poniéndose para que le den? En definitive esta es una “limpia” que hay que hacer. Revisá tu círculo, identificá quien es tu tribu, quedate con ellos y alejate de quién te joda o te quiera perjudicar.

2-Limpiá tu organismo: Vienen épocas duras ¡calöricamente hablando! A partir del primero de Diciembre se disparan las cenas, reuniones, cafés, desayunos, almuerzos y todo gira en torno a la comida. ¡Clarooo! Comer es felicidad y más si es para celebrar y pasarla bien en las épocas de fiesta. Entonces yo ya empezé a prepararme: metí un día más de ejercicio, cambié Ia receta de batido verde -porque sinceramente me tenía cansada el que tomaba-, me pienso portar bien estos dos meses con las comidas, voy a hacer un detox de jugos, en fin todo lo que sirva para poder después en Diciembre “embrace impact” y que no sea tan terrible en Enero cuando uno se pese el primero.

3-Limpiá tu closet: Yo me muero de solo pensar en toda esa gente que no tiene casa y tienen que dormir en la calle con esos fríos que hacen en la noche. Yo la verdad, es que he aprendido que uno no necesita taaantas cosas en el closet y hay personas que realmente lo necesitan más que uno. Revisá tus cosas y si hay algo que no has usado en los últimos dos meses, la verdad es que no te lo vas a poner más y es una excelente oportunidad de regalárselo a alguien.

4- Limpiá tus energías: de nada te sirve bańarte en la mañana y alistarte super cool si no tenés un balance entre tu cuerpo, mente y alma. Yo noto ese desbalance en mis ojos. Usualmente me “cambian de color” dependiendo de mi estado de ánimo y bueno he andado medio tristona últimamente y los tengo oscurititicos. Entonces redoblé las meditaciones, los momentos míos para recobrar esa paz espiritual, repetirme que nada sucede en “mis tiempos”, me estoy acostando a dormir más temprano, y tengo sesiones intensivas de “Palo Santo”.

El quemar Palo Santo-como si fuera un incienso- sirve para que su maravilloso aroma no solo mejore nuestra capacidad de meditación y concentración. Sus propiedades naturales se liberan en un humito maravilloso que purifica no solo los espacios, sino también a las personas, al mismo tiempo que elimina las energías negativas y atrae energías positivas.

Aquí te dejo una serie de afirmaciones positivas de Louis Hay que podés hacer mientras disfrutás el aroma del Palo Santo, para que podás cargarte de energía de la buena a tu alrededor:

💫El amor de mi corazón inunda alegremente todo mi cuerpo.

💫El pasado ha terminado, ya no tiene poder en el presente. Los pensamientos que tengo ahora crean mi futuro.

💫Estoy dispuesto a curarme. Estoy dispuesto a perdonar. Todo está bien.

💫Cada día me ofrece una nueva oportunidad. El ayer ya ha concluido. Hoy es el primer día de mi futuro.

💫No puedo cambiar a otras personas. Dejo a los demás ser como son y simplemente me amo tal como soy.

💫Abandono todo el miedo y la duda; la vida se vuelve sencilla y fácil para mí.

💫Dejo ir toda la negatividad que hay en mi cuerpo y mi mente.

💫Cierro los ojos, tengo pensamientos positivos e inhalo y exhalo bondad.

💫Tengo la autoestima, el poder y la confianza suficientes para avanzar en la vida sin dificultad.

💫Elijo sentirme bien respecto a mí mismo. Me merezco mi amor.

💫No importa lo que digan o hagan los demás. Lo que importa es cómo elijo reaccionar y lo que elijo creer acerca de  mí mismo.

💫Estoy dispuesto a deshacerme de cualquier necesidad de lucha o sufrimiento. Merezco todo lo bueno.

💫Expreso gratitud por todo el bien de mi vida. Cada día me aporta maravillosas sorpresas nuevas.

💫Merezco lo mejor y acepto lo mejor ahora.

Podés buscar más en internet o mejor aún: hacerte tus propias afirmaciones. Lo importante es que te hablés con mucho amor, te creás esa paz y tranquilidad, te enfoqués en lo que estás afirmando y te visualizés en un mundo -tu mundo- perfecto y feliz.

Yo feliz con mi cadenita de caracolito, ¿vieron que cool? Es de la nueva colección de Lili Belilty que está mega cool, llena de cadenitas para hacer layering de caracolitos, ojitos, estrellas, iniciales… Yo no pude controlarme y ¡me dejé 5 cadenitas!

Podés ver su colección en su página en Facebook

https://www.facebook.com/ lilibelilty/ y también seguirla en Instagram https://www.instagram.com/lilibelilty

En uno de mis Instagram stories de hoy, te explico un poquito como quemar el Palo Santo así es que no te olvides de seguir mi día a día en Instagram https://www.instagram.com/lifethrumyeye_by_ana_casafont

Si crees que mi narración puede ayudar e inspirar a más personas, por favor, nada te cuesta compartirla. Yo más que feliz de ayudar a que seamos cada vez más quieres vibremos positivamente en este mundo. Y no te olvides de darle un “me gusta” a esta página para que me puedas seguir leyendo.

¡Sonreí…Que la vida es muy corta para ser infeliz!

Hoy es el día Internacional de la Sonrisa

Sonreír es como un trademark para algunas personas y yo ¡voy en esas!

A veces se los juro que no tengo ni medio motivo para sonreír, pero igual alguito me encuentro por ahí , de algo me acuerdo y aunque sea, me veo al espejo y sonrío.

Conozco personas que sonríen como dos veces al año y de verdad, ¡yo no sé como hacen! Aunque me imagino que cuando están solillos, también sonríen en el espejo por lo menos para ver que se siente.

Muchas veces les he escrito de las ventajas de sonreír y bueno ¡hoy es un excelente día para darles un refuerzo!

Hay que sonreír para ser más feliz: 

Cuando vemos algo que nos hace felices sonreímos y eso es porque tu cerebro le da la orden a tu cara de que sonría, pero… ¿sabés que esa orden funciona en dos vías? O sea, si sonreís -por más que sea mentira-  el cerebro entiende por ese movimiento de mùsculos en tu cara que estás feliz, entonces cambia su estado emocional e inmediatamente te empezarás a sentir más feliz.

Una buena práctica es apenas, apenas te despertás en la mañana es sonreír y te lo juro que te levantrás más feliz.

Sonreír provoca emociones positivas:

Las sonrisas son contagiosas. Cuando yo veo  a alguien serio y amargado,  lo que me provoca es salir corriendo, ¿verdad? En cambio, si vemos a alguien sonriente, nos da esa sensación de calidez, buena vibra, confianza y cercanía.Hay que rodearse de personas felices, esas que alimentan el alma solo con su presencia, no solo nos hacen la vida más ligera sino aprendemos de ellas porque usualmente esas personas que siempre sonríen son agradecidas con lo que son y con lo que tienen y esa es la vibra que uno necesita siempre.

¿Puede haber algo mejor que estar con esas personas con las que uno se ríe hasta que le duele la panza? No creo. Yo amó mi tribu de amigas light y felices con las que puedo reírme hasta cuando estoy llorando.

Sonreír te hace verte más jóven:

¡Esta es mi favorita y en definitiva así es!. Yo a veces veo mis fotos seria y para nada me gustan, jajaja, parezco como un…pequinés. ¡Hagan la prueba y verán! Las fotos en las que uno sale serio no ayudan en nada, se ve uno como en blanco y negro y no transmiten nada cool, son como blah. Los müsculos que se utilizan para sonreír, le hacen a uno como un “lifting” y se ve uno más jóven ¡patas de gallo incluidas! y eso sí es cool.

Entonces hacé este test: Sonreí y tratá de pensar en algo negativo sin perder la sonrisa… ¿es difícil verdad?

Aùn cuando la sonrisa es forzada, como le envía al cerebro esa señal de felicidad, el resto del cuerpo entiende ese mensaje de que ¡La vida es buena! Entonces a punta de sonrisas mantenete alejado de depresiones, stress y preocupaciones, rodeate de personas auténticas, sonrientes y dedícate a encontrar ¡más motivos por los cuales sonreír!

Yo estuve una semana enferma nivel muñeco voodoo, -hasta tuve dos días en cama con medicamentos intravenosos- pero hoy encontrê desde tempranito mis motivos para sonreír: es viernessss, hoy vuelvo a ver a mis hijos después de 5 días de no verlos y amé mi blusa nueva de calaveras muertas de risa con aquella tela que me habían hecho en Print Atelier. Más tarde me como un chocolate-serotonina directa a la vena- y listo pasaré sonriendo todo el día.

Si alguien me quiere dar más motivos para sonreír hoy, por favor ¡reviéntemelos en la cara! jajaja ¡yo Feliz!

¿Vos que motivos tenés hoy para sonreír todo el día?

Compartí este post hoy con tu mejor sonrisa para decirle a las personas especiales de tu vida el porqué necesitamos estar rodeados de personas felices y ¡fúchila los amargados!

Y no te olvidés de seguir mi cuenta en Instagram https://www.instagram.com/lifethrumyeye_by_ana_casafont

Mi Ángel saluda a tu Ángel

¡Hoy es el día del Ángel de la Guarda y yo no puedo estar más feliz de celebrárselo a mi angelito!

¿No les parece demasiado cool que Dios nos asignó desde que nacimos un Ángel para que nos acompañe los 365 días del año durante toda nuestra vida y hasta que nuestra alma regrese al cielo?

¡A mí sí!

Mi Ángel de la Guarda es mi fiel compañero y amigo. El tiene el script de mi vida desde que nací y me acompaña y ayuda siempre. Cada día que pasa, mi relación con él se hace más fuerte y gracias a Dios nunca me siento sola ni desprotegida. Le consulto muchas cosas, he aprendido a escucharlo, a permitir su guía y bueno, le pido cada favor que a veces hasta risa me da. Como dijo el Papa Franciso “es un amigo que no vemos, pero sí escuchamos”. Tenemos que aprender a escuchar a nuestro angelito, a mí me ha pegado cada salvada que nunca le voy a poder estar completamente agradecida.

Los Ángeles fueron puestos en este mundo por Dios. Una vez que entendemos su presencia en nuestras vidas y más aún la del Angelito de la Guarda, todo se vuelve más fácil.

¿Vos le hablás a tu Ángel? Yo sí, a veces parezco una loca hablando sola y es que vamos en una pura conversadera. Tenés que aprender a sentirlo, a escucharlo, a dejarte guiar por él.

El sábado pasado, con mi familia de Casa de Ángel de Gaby Arrieta, en una Celebración Maravillosa del día de los Arcángeles – que se celebra el 29 de Septiembre- el Padre Estuardo en el Evangelio contó esta maravillosa historia:

“Un dia un angel se arrodillo a los pies de Dios y habló:

Señor, visité toda tu creación. Estuve en todos los lugares. Ví que eres parte de todas las cosas. Y por eso vine hasta Tí Señor para tratar de entender Por qué cada una de las personas sobre la tierra tiene apenas un ala? Los ángeles tenemos dos. Podemos ir hasta el amor que el Señor representa siempre que lo deseamos. Podemos volar hacia la libertad siempre que queramos. Pero los humanos con su única ala no pueden volar. No podrán volar con apenas una ala…Dios respondió: Sí, ya sé eso. Sé que hice a los humanos solamente con un ala…

Intrigado el ángel quería entender y preguntó: Pero, por qué el Señor dió a los hombres solamente una ala cuando son necesarias dos alas para que puedan volar?

Sin prisa, Dios respondió:

Ellos sí pueden volar, mi ángel. Dí a los humanos una sola ala para que ellos pudiesen volar más y mejor que nuestros Arcángeles. Para volar, mi pequeño amigo, tu precisas de tus dos alas. Y aunque libre, tú estás solo. Más los humanos… los humanos con su única ala precisarán siempre dar las manos a alguien a fin de tener sus dos alas. Cada uno ha de tener un par de alas. Cada uno a de buscar su segunda ala en alguien, en algún lugar del mundo, para que se complete su par. Así todos aprenderán a respetarse y a no quebrar la única ala de la otra persona porque pueden estar acabando con su oportunidad de volar. Así mi ángel, ellos aprenderán a amar verdaderamente a la otra persona. Aprenderán que solamente permitiendose amar, ellos podrán volar. Tocando el corazón de otra persona, ellos podrán encontrar el ala que les falta y podrán finalmente volar. Solamente a través del amor podrán llegar hasta donde estoy. Así como lo haces tú, mi ángel.”

¿Divina verdad?

¿Buscás vos complementar tu ala o andás por esta vida viendo a ver cómo quebrás el ala de otras personas?

Sólo cuando practicamos la caridad, el amor, el respeto a las personas, la tolerancia, la esperanza, la empatía, el amor propio, es cuando logramos todo… cuando dejamos de creer que lo podemos hacer todo solos sin necesidad de otros, sin ayudar a otros. Siempre necesitamos otra ala para poder volar, sin olvidarnos que tambien necesitamos esa gran ala mayor.

Llamá a tu Ángel todo el día para lo que lo necesités y verás que nunca te falla. Pedile guía, consejo y ese abrazo cargado de amor y esperanza que solo él te puede dar.

Si querés conocer más del tema podés visitar la página de Casa del Ángel y llevar sus cursos. Son cursos que cambian vidas, enseñanzas de amor que se convierten en un estilo de vida maravilloso. Yo a Gaby solo puedo decirle gracias, gracias eternas por haberme guiado a conocer más a fondo a mi gran compa de la vida.

¡Sonemos hoy campanitas! Y reciban un gran abrazo mío y de mi Angelito de la Guarda.

Cuando le pregunté qué sentía él siendo mi Angelito, me dijo llevate la mano a la frente, cerrás los ojos y ¡me regaló la camiseta de la foto!

No sabía que ponerme y me puse feliz.

Si no pudieron escuchar la entrevista de radio de el pasado lunes, yo les hice el trabajo de resumir los principales puntos! #chasgracias!

La verdad es que no sabía que había un Facebook live -si lo quieren ver, aquí está el link- son dos horas ¡pero de energía de la buena!https://www.facebook.com/cuandovolvesacasa/videos/312319846194873/

Y yo como iba para la radio,  me fui con cara de lunes, pelo de lunes, y en eso, tenía una cámara filmando a 5cm míos y me acordé de las sabias palabras de mi mamá: ‘Nunca salgás con las medias rotas” Mis medias no estaban rotas, ¡pero yo si tenía cara de media rota!

Y bueno, tal y como se los dije el lunes, todos tenemos problemas:  a veces todos los días, a veces una semana si y otra no y cuando estamos más suertudos,  una vez al mes por lo menos. El asunto es cuando se nos junta todo y no vemos la luz por ningún lado.

Literalmente hay un dicho en inglés que lo resume y es “when the shit hits the fan” … en español,  vendría a ser lo que yo describo como muchas puertas con luces rojas de emergencia encendidas al mismo tiempo. Uds me entienden, no es literal la traducción ¡pero suena mejor así!.

Estas son las ideas principales de lo que hablamos el lunes pasado cuando Patricia Taborda me invitó a su programa “Cuando volvés a casa”:

💫Llegás al fondo del Pozo cuando sos el legítimo “Mala Suerte” de Los Picapiedra. Andás con esa nube gris encima de la cabeza y no salís de una para entrar en otra… y siguen llegando… y cuándo creés que ya nada más te puede salir mal,  ¡Zuácata! tome otra. Son esas rachas que todos pasamos alguna vez en la vida,  en que te levantás abriendo primero un ojo para ver si no estás secuestrado en Shangai o tu perro se convirtió en zarigüeya… porque ya esperás lo peor de lo peor. Esos momentos de la vida en que te preguntás ¿Qué hice…qué estaré pagandooooo?

💫Pero nunca estás solo, todo el mundo pasa por esas rachas y nunca lo que te toque llevar es más de lo que podés aguantar. En mi caso, con mi reciente “racha”, tenía 10 puertas con bombillo rojos de esas atrás mío. Empecé en negación: esto no es conmigo. Pero cada vez las luces parpadeaban más y ya las sirenas sonaban. Y llegó el momento en que me “songolotearon” ¡Ja! sí, porque a mí la vida nunca me había vencido, soy una soñadora con propósito y a pesar de que me dí cuenta,  que a veces todo duele y no todo el mundo es bueno, mi Fé es inquebrantable y me hicieron ver que si yo era el apoyo emocional de muchas personas y aún estando así me dedicaba a ayudar a todo el que me lo pedía, no estaba ayudando a la persona más importante de mi vida: no me estaba ayudando a mí misma.

💫A cada uno le duelen las cosas diferentes y las resuelve diferente. No hay que comparar dolores y problemas. Si encontramos a alguien con un problema peor,  nos vamos a sentir miserables por estar angustiados por algo que en comparación ni se acerca y si nos comparamos con alguien que tiene un dolor menor,  vamos a sentirnos peor:  ¡ahí sí nos jodemos peor!

💫Tampoco hay una receta “one size” para aplicar a todos los problemas financieros, otra si el problema es de amor, otra si el problema es de salud. Dejemos de dar consejos de hacé esto o el otro que más bien pueden generar más ansiedad y frustración. En el momento correcto, todo se verá más claro y podremos tomar acción…pero cuando sea el momento y de acuerdo a nuestras capacidades, pasiones y drivers…es decir todo aquello que en el momento justo nos haga

💫Si hay una etapa que yo te diría que te podés saltar es esa: no te hagás el loco! Es con vos la vara y sí, llorá 5 minutos diarios al día, pero tomá acción las otras 23 horas y 55 minutos restantes. A Dios rogando y con el mazo dándo -esa me costó cuando estábamos al aire- porque sí, hay que pedir que todo se resuelva, que todo esté bien,  pero si no ponemos de nuestra parte, es muy difícil que las cosas mejoren. Cuando tomás acción te va a impresionar como todos empieza a fluir.

💫Siempre vas a tener aprendizajes de vida cuando superás estos baches. A pesar de que mi esencia sigue intacta- porque siempre he sido una persona feliz y agradecida- yo soy muy diferente a cómo era hace unos pocos meses en que estuve en el fondo, fondo, fondo…Ahora, cada instante de vida que me da felicidad lo aprovecho como si fuera el último y tengo claro que,  si ya casi salí de esa racha, no es que ya casi lo superé de por vida y wooo-hoooo voy a estar como en el país de Los Pitufos siempre donde todo es felicidad, no, pero estoy más fortalecida y con más empatía por el mundo. Y no es hasta cuando aprendés a valorar lo bueno que tiene la vida y aceptás que a veces vivir no es fácil, que todo cambia. Así es la vida, eso es vivir.

💫Cualquier ayuda es bienvenida!! no siempre tiene que ser monetaria o material, a veces un abrazo, un solo abrazo ayuda! Yo necesito abrazos así estê bien o mal. Y ser siempre buenas personas, porque si uno es bueno, la vida te retribuye de mil maneras distintas, manos que siempre han dado nunca van a estar vacías, entonces cuando podás dar hacélo, porque cuando vos lo necesitês nunca te va a faltar nada.

💫Estamos en esta vida para ser felices. No hay nada que nos impida ser felices en el momento en que veamos la felicidad como un conjunto de cosas chiquiticas que pasan a lo largo de todos los días y no como un destino. Tenemos la opción de tener todo lo que deseamos, solo tenemos que pedirlo y pedirlo específicamente sin temor a ser demasiado egoístas. Cuando visualizamos lo que queremos y nos transportamos mentalmente a ese deseo y lo saboreamos como si lo estuviéramos viviendo,  es que suceden las cosas. Tenemos que sembrar prosperidad, vernos felices: porque todo lo que pensamos se cumple si va acompañado de Fé, confianza y seguridad.. Si pensamos solo cosas negativas y tragedias después no nos quejemos porque fuimos nosotros los que así lo quisimos.

💫La pasión es un super driver para lograr vencer todos los obstáculos. Si no le ponés pasión a todo lo que hacés -estés en las buenas o las mala-  tenés las de perder. La pasión te hace sobresalir cuando tenés que sobresalir e intentarlo más fuerte cuando tenés obstáculos que vencer.

Tres prácticas cool no importa si estamos felices o tristes! son: sonreír a penas te levantás y así “engañamos el cerebro” de que estamos felices y pum! es un sentimiento inmediato de felicidad. Pensar qué te hizo feliz todos los días-así sea comerte una bolsa de papas, si te hizo feli- ese pequeño momento fue tu highlight de felicidad. Yo los escojo todos los días y de verdad, no tengo uno, ni dos, ni tres… ¡tengo miles!! y como lo dije en la entrevista, una de mis mayores felicidades semanales es ir a comer donde mi mamá! , ella lloró en esta parte de la entrevista. Y tercero, les he dado miles de veces este Tip: agradecer 5 cosas que no tengo pero que ya vienen en camino todas las mańanas y agradecer 5 cosas que sí tengo todas las noches antes de dormir.

Y al final, nada pasa. Sobrevivís a todas las pruebas y si querés saltarte algunas, acordate de pensar ¿me importará esto dentro de un año? ¡Naaah! Y ahí le quitás importancia a muchas boludeces.

Espero que les haya servido la entrevista o este resúmen, porque así como lo mencioné, si yo logro inspirar un alma por día, yo me doy por pagada!

Y para esos días en que se siente uno terrible, alegrate la vida con un buen look. Yo hoy amanecí medio tembeleca y solo ponerme este crop top dorado con un poquito de bling bling, ya me alegró la vida. Es de Oxo Fashion y pueden conseguirlo en sus dos tiendas en Escazú y San Pedro ¡de mis lugares favoritos de la vida!

Buscalos en Facebook como https://www.facebook.com/OXOfashion/

Además les acaba de entrar una nueva colección que está ¡ESPECTACULAR! Podés ver fotos en su Instagram

https://www.instagram.com/oxofashion

Si crees que mi narración puede ayudar e inspirar a más personas, por favor, nada te cuesta compartirla. Yo más que feliz de ayudar. Y no te olvides de darle un “me gusta” a esta página para que me puedas seguir leyendo. ¡Ah! También puedes seguir mi día a día en Instagram

https://www.instagram.com/lifethrumyeye_by_ana_casafont

¡No te desvistás dentro del taxi!

¿Puede uno vivir sin preocupaciones? Esa fue mi eterna lucha, porque todos tenemos situaciones que nos generan stress… pero ¿ayuda en algo preocuparse?

Yo tuve un jefe que, cuando estábamos preocupados por algo, siempre nos decía “ No se desvistan dentro del taxi” … ¡Ja! Suena raro, pero una vez que lo entendés, sí, de nada vale preocuparse por todos esos escenarios mentales de situaciones- obviamente caóticas y terribles- que no han sucedido más que en tu mente.

Y así, poco a poco he ido transformando mi vida, a punta de actitud, pensamientos positivos y no permitiendo que las preocupaciones me ganen.

Todos siempre nos preocupamos por algo: el trabajo, situaciones de salud, la familia, los amigos, la plata, la vida en general.

Pero no es hasta que entendemos que el miedo paraliza y abre puertas “feas” creamos conciencia de que preocuparse no sirve para nada, más que para generarnos stress y ansiedad.

Cada vez que salta en la mente una preocupación solo hay que pensar ¿ en qué me ayuda? Es decir: me diagnosticaron una enfermedad… ¿me puedo curar si me preocupo? …. Tengo una presentación importante… ¿me va a ir mejor si me preocupo?… Se me acabó la plata del mes…¿va a llegar más rápido la otra quincena si me preocupo?… Todas las respuestas son no.

Entonces, ¿de qué sirve enfocar todas mis energías a pensar solo en lo negativo? En nada.

Y ahí es donde, cuestionándose los miedos y preocupaciones, nos damos cuenta que de nada sirve generarse esa ansiedad.

Fuimos creados para vivir la vida, no para preocuparnos por ella.

Pero desgraciadamente el preocuparnos por todo, es una tendencia creciente que muchas veces nos envuelve y nos lleva entre las patas.

Antes que todo, la Fé debe de entrar a jugar un papel super importante. Cuando creemos ciegamente que todo pasa como parte de un plan perfecto, podemos estar seguros de que todo, al final, va a tener solución y lo más cool de todo es que, dependiendo de la situación, va a ser para nuestro crecimiento, evolución y aprendizaje.

Dejá que tu Fé sea más grande que tus problemas. Entendé que tenés que ceder el control.

Ahora, eso no es algo que se domina en un día, la práctica ¡hace al maestro! Entonces aquí te doy cuatro consejos fáciles que a mí me han servido para avanzar un poquito en este tema:

1-Uno recibe de la vida en mayor cantidad en aquello que enfoca sus pensamientos. ¿Te enfocás en problemas? Pues recibirás más problemas. Enfocá tus pensamientos positivamente y empezarás a ver todo desde otra perspectiva. Esto no significa ignorar los problemas, significa enfocarse en las soluciones.

2- Vos tenés el control de ceder el control. Si dejás tus preocupaciones en las manos de Dios, verás la mano de Dios en todo… ¡o sea yo lo amé! Pero, si te cuesta esta parte, solo ponete a pensar que ya has salido adelante miles de veces y lo que no te ha matado, te ha hecho más fuerte. Solo acordate las veces en que la has visto más negra y ¡estás vivo! Nada pasó, lo superaste y esta es otra nueva situación que tampoco te va a matar.

3- A penas te salte un pensamiento de angustia, hay que cancelarlo con uno positivo. Tenés que entrenar tu mente a ser más fuerte que tus emociones… o perdés. Las preocupaciones nacen de creencias negativas: no lo voy a lograr, no soy tan bueno… Se los he dicho, son 21 días para crear un hábito, pero, está bien… ¡esto es fuerte! Con 63 días de práctica se logra. ¿Porqué 63? Diay no sé…¡triple o nada!

4- Sonreir, sonreir y sonreir y si te podés reír ¡mejor! Es un hecho: sonreír -o reírse- te da una sensación inmediata de felicidad y cuando hay felicidad, no hay espacio para preocupaciones. Acordate que con el simple hecho de fingir una sonrisa, el cerebro se la cree y ¡PUF! funciona… solo hacé la prueba.

Dejá de preocuparte es el mensaje. Hacé conciencia de que, todas las cosas terribles que han ocurrido en tu mente cuando estabas preocupado, nunca pasaron.

Hay otras mil formas para dejar de preocuparte: meditación, oración, técnicas de relajación, ejercicio… Vivir el presente es la mejor de todas… pero si ninguna te funciona porque querés algo más sencillo, solo imaginate un balde con una leyenda que diga “Fuck it” y listo: imaginariamente echá todas las preocupaciones ahí y se acabó el problema.

Y así, super relajada por haber entregado mis preguntas sin respuesta y con mi total look Cascatta, soy más feliz. Buscálas en Facebook https://www.facebook.com/cascatta/ y en Instagram. Todo lo tienen: los aretes, el collar, las sandalias boho, la cartera y este otro maravilloso jumper que está disponible en azul, rojo y negro.

Si crees que mi narración puede ayudar e inspirar a más personas, por favor, nada te cuesta compartirla. Yo más que feliz de ayudar. Y no te olvides de darle un “me gusta” a esta página para que me puedas seguir leyendo. ¡Ah! También puedes seguir mi día a día en Instagram

https://www.instagram.com/lifethrumyeye_by_ana_casafont

Mi misión es criar hijos felices, no perfectos.

Todas las mañanas desde su primer día de maternal, les hacemos la misma pregunta a Ale y a Luke antes de bajarse del carro: “Cuál es la misión del día?” Y su respuesta siempre es la misma “Ser feliz y cuidar a mi hermanito”.

A eso se resume lo que yo busco lograr en ellos todos los días: su felicidad.

No me enfoco en su rendimiento escolar, su protagonismo en los deportes, las cosas materiales que puedan tener, que sean populares o los más crack.

Me importa que sean felices.

Que tengan bien claro que su felicidad es lo más importante en sus vidas y que siempre, siempre deben de tratar de cumplir los anhelos de su corazón.

Que sepan que su parte “soft” es la que va a definir el éxito que tengan en la vida: valores como la empatía, la humildad, la honestidad, la bondad son los que al fin y al cabo van a mantenerles el alma pura, no importa que tanta maldad tengan alrededor.

Gracias a Dios hoy tengo dos chiquitos desprendidos de las cosas materiales, preocupados por el dolor ajeno, con una nobleza de corazón que los define como seres humanos completos, una resilencia impresionante que sí, son niños y como tales a veces no entienden como lidiar con las dificultades, pero salen adelante con Fé y sobretodo niños felices que no se sienten más ni menos que nadie a su alrededor.

Mis hijos son la prioridad en mi vida, eso lo tengo claro y por eso el día de la madre, los celebro yo a ellos, que me dieron el privilegio de escogerme como su mamá.

Su felicidad es mi felicidad y por eso soy incansable en luchar todos los días para que no les falte un beso, un abrazo, una muestra de mi amor inagotable porque sí, mi misión en esta vida es darles toda la felicidad posible, porque yo estoy para criarlos como niños felices y no perfectos.

Gracias Alessandro y Luciano, ustedes dos me dieron la máxima felicidad de mi vida y por eso mi compromiso es poder devolverles esa felicidad. Que en sus corazones sepan que aparte del amor a Dios, hay un campito que es mío, un campito incondicional que va a estar con ustedes para toda la vida, un campito chiquitico pero gigante en amor que se llama mamá.

Talvez un poco rota… pero feliz.

Obvio que cuando pienso en las pequeñas cosas de la vida que me hacen feliz, un abrazo, un beso, un mensaje porque sí y una sonrisa sin razón alguna, son cosas que suman.

Pero todos tenemos esos placeres personales que a veces, son cosas sin sentido que nos dan felicidad.

Aparte de mi amor por las cosas de calaveras, piñas y coronas ayer – que no tenía mucho que hacer- me dí cuenta de algunas cosas random que amo y me hacen feliz.

💙Amo los sharpies, los post-its y los cuadernitos. Creo que volvería a la escuela de nuevo solo para tener una cartuchera llena de chunches…Naah! en mi cartera ando una cartuchera ¡llena de chunches! Y no puedo parar de comprar cuadernitos cool y pensar que voy a escribir en cada uno.

💙Amo los barquillos de chocolate y comerme el paquete entero de dos en dos sin compartir. Y cuando me salen dos pegados es como “¡tin, tin, tiiiiin” ganóooooo!”

💙Amo las bolsas ziploc de absolutamente todos los tamaños. Las minis y las gigantes y mi cara de satisfacción cuando tengo algo que guardar y ¡yo tengo la bolsa ziploc perfecta!

💙Amo bajar antes de acostarme y comerme un Yippi o una bolsa de guayabitas congeladas dependiendo de que tan bueno o malo estuvo mi día. Que no exista eso en mi congelador, es como que el carro no tenga gas… es mi manera de decir “se acabó mi día, a dormir!”

💙Amo hacer listas de “to do” y hasta volver a poner cosas que se repiten y nunca hago. Esto obvio en mis cuadernitos y hay uno para cada lista: cosas diarias, cosas que necesito hacer, cosas que quiero hacer, hasta mis deseos más difíciles de cumplir.

💙Amo ser annoying y pega con la gente que amo. No lo puedo evitar: soy pega y me hace feliz hacer feliz a los que adoro…así me dejen en double check azul.

💙Amo los bizcochos “sorpeados” con café con leche. Desde chiquitica. Es como una chanchada que me sabe delicioso y me trae muchos recuerdos de mi niñez.

💙Amo ponerme medias disfuncionales que no me vayan con nada. No tengo medias “lisas”, todas tienen algún diseño y puedo andar vestida super formal, que siempre las medias nada que ver. Es como que se me sale un toque mi personalidad irreverente ¡por algún lado!

💙Amo despertarme y ver que me queda una hora más para dormir. Yo por mí dormiría 15 horas pero no puedo y cuando me despierto y veo que me queda tiempo para dormir más, me arrollo en la cobija y caigo sin pensarlo dos veces.

💙Amo mi camiseta con huecos para cuando no quiero nada con el mundo. La tengo desde hace como veintiún años y ¡la amooo! Cuando me la pongo, es como decir “Si, así soy, talvez un poco rota, pero feliz” y nada más que agregar.

¿Y vos? Pensá un toque aquellas cosas que amás sin sentido y ¡me contás! Vas a ver que tenés muchas, que a veces no les das la importancia que se merecen, a pesar de hacerte feliz… porque no se nos puede olvidar que la felicidad es ¡de momentos chiquiticos!

Feliz semana y que los momentos que te hagan sonreír sean ¡muchos con demasiados!

Si crees que mi narración puede ayudar e inspirar a más personas, por favor, nada te cuesta compartirla. Yo más que feliz de ayudar. Y no te olvides de darle un “me gusta” a esta página para que me puedas seguir leyendo. ¡Ah! También puedes seguir mi día a día en Instagram

https://www.instagram.com/lifethrumyeye_by_ana_casafont

Hoy es el primer aniversario de Life thru my Eye! Y yo estoy mega feliz.

Hace un año yo era una persona a medias: sonreía, inspiraba, ayudaba pero todo de la boca para afuera, porque por dentro estaba apagada… como dirían en el campo “marchita”.

Sobrevivía en silencio mis cruces, siendo una de ellas estar sin trabajo y el tener el cerebro “desocupado”: después de más de 28 años de no tener tiempo para nada, ahora tenía tiempo para todo… pero sin plata y sin ganas… eso me tenía con el autoestima por el suelo. Me sentía inútil y sin sentido. Mis días se aburrían con la rutina de no tener nada “inteligente” que hacer.

Fue hasta hace un año, que mi hijo mayor me dijo un día- que yo estaba viendo para el ciprés- “Ma, yo creo en vos” …así de la nada, como mandado por mi Ángel de la Guarda, a quien por cierto, yo me negaba a escuchar.

Esa misma semana, alguien- a quien adoro-, me agarró casi del pelo y me dijo que yo valía mucho, que dónde estaba la Ana luchadora y soñadora, la Ana a la que tantos amigos buscaban a diario para insipirarse y salir adelante, la Ana que empujaba a todos, pero se había encuevado horriblemente como para empujarse a ella misma, la Ana que le sonreía al mundo y le sacaba carcajadas a los que estuvieran a su alrededor… pero no hacía lo mismo con ella.

Así de la nada, dos personas que ocupan un lugar muy importante en mi corazón, que me leyeron perfectamente y me dieron esas fuerzas para como quien dice “ponerle” a mi vida, lo que yo replicaba a diestra y siniestra para la vida de otros.

Fue así como un 7 de Agosto del 2017 sin darle mucha vuelta y con una tercera persona- a quien re adoro- diciéndome “Daleeee, si no funciona nada pasa”, cagada del susto al no ser nadie más que “la hija de cualquier vecino” y sin ningún conocimiento sobre el tema, le dí “Publish” a mi primer post del blog.

A partir de ahí mi vida regresó…volví a ser la misma de siempre.

Siempre me había gustado escribir- en realidad escribir me queda grande, porque simple y sencillamente tecleo lo que pienso- y decidí por este medio darle un propósito a mi vida.

Me dí cuenta que me tenia cansada tanta apatía en la sociedad, tanto ego suelto por todo lado, tantas poses y personas gritándole al mundo los reflejos de sus propias inseguiridades a costa de satisfacer su vanidad. Me dí cuenta que tenia que vibrar por encima del mundo como lo dictaba mi esencia, que tenia que rescatarme con la misma actitud con la que había sobrellevado tanto guevaso en la vida. Tenía que compartir mi vision de la vida: la buena energía, la felicidad, empatía y gratitud con historias que me suceden -y le suceden a todo el mundo- y así enseñar a valorar hasta los más ínfimos detalles, detalles que por más triviales son importantes, porque cada segundo cuenta, detalles cotidianos que al fin y al cabo son vida.

Más feliz no he podido ser desde entonces. He interactuado con muchísimos de ustedes -a quienes ni conozco personalmente- pero de alguna u otra manera me siento super cercana. He tenido la oportunidad de que se identifiquen con mis historias, que quieran cambiar para bien, que quieran cuidar su cuerpo, alma y mente. Que se aprendan a reír de ustedes mismos y a saber que si uno “se cae” nada pasa, se limpia las rodillas y vuelve a intentarlo. Que sí podemos cambiar el mundo, porque el cambio empieza en uno mismo.

Es más, me dí la tarea de recopilar mis principales historias por si no leyeron alguna y les llama la atención, la busquen y la lean-porque fueron a la playa, a mis clases de pilates y a sacarse las cejas mil veces conmigo este año- pero también les abrí mi alma y dejé que mis sentimientos se expresaran y mi corazón vibrara de alegría con cada palabra que les escribía. Aprovechen la lista, porque creo que es el primer y último año que lo hago, porque espero escribir muuuuuchooo muuuchooo más este año que hoy inicia Life thru my Eye!

Un abrazo de mi parte y de mi Ángel de la Guarda, quien es mi cómplice mayor en este proyecto. Gracias a los productos y marcas que siempre me apoyan y a esas personas que siempre han estado ahí para apoyarme ya sea como mis “fotógrafos de Iphone”o ustedes con sus comentarios, likes y shares de los posts…Gracias por haberme abierto las puertas de su alma y haberme dejado poner mi granito de arena y poder hacer juntos de este mundo, un mundo más lleno de amor, esperanza, tolerancia, felicidad y gratitud y porque así me lean mil personas o una, con solo tocar un alma, me doy por satisfecha… y ya mejor paro, porque voy a llorar y siento que me voy a morir y estoy haciendo un testamento…plop!

Aquí les va la lista de mis principales posts!

✨Les conté cómo perdí 28 kilos en 6 meses en “De pancito de cena a cupcake en 8 pasos”

✨Del pavor que le tengo a las pelis de miedo en mi post de “Anabelle”

✨Supieron que “Si me pierdo …que me devuelvan a Tony Stark”

✨Les conté de mis primeros 6 meses desempleada en “ Cuando tu apellido tiene mucho ring ring y nada de helados”

✨Celebraron conmigo el día de la Madre y de como perdí dos embarazos en “Sorry ma, hoy hay clásico y juega el Real”

✨Hablamos del estilo propio en “Las de botas van al cielo”

✨De mi primer beso y cómo veo yo el amor en “Eclipse total…pero del amor”

✨Les hice la analogía de los amigos y los sabores de helados en “La Barbie tuvo perritos”

✨Les canté en mi primer video “Fue más o menos así”

✨De como se ha perdido el contacto humano por el uso del Whatsapp en “Hay alguien ahí o estoy hablándole a la pared”

✨Supieron mi pasión por la gratitud en “Cuando tengo todo except a tí”

✨Celebramos los 85 años de mi papito con “La Bubita”

✨Me acompañaron en la entrevista de radio “Testimonio de Ana, sí se puede perder peso”

✨Hicieron el Reto de la felicidad y participaron en mi sorteo de “Happiness”

✨Casi se demayan conmigo con la primera decoración de Navidad en Septiembre

✨Y como no acordarse de mi primera saga:

“Propósitos y Prioridades: Los Espíritus Chocarreros. Parte1”

“Propósitos y Prioridades: Rueda mi mente, no se detiene”.Parte2

“Propósitos y Prioridades: Los cupcakes son muffins que aprendieron a amarse”Parte 3

“Propósitos y prioridades: Cuanto más conozco a la gente, más amo a mi perro” Parte 4

✨Conocimos una gran historia inspiradora en “Aguacate, aguacate maduro”

✨Tuve mi primer post polémico en “En un mundo dominado por caballos, elije ser un unicornio!”

✨Acompañamos a una gran amiga mía en el momento más difícil de su vida en “No siempre podemos elegir la música con que la vida nos pone a bailar”

✨Conocieron a mi sombrilla egoísta y porqué ¡es egoista!

✨Ja! Que tal el post sobre la envidia en “ Verde que te quiero verde”

✨Que delicia el poder de los abrazos en “Para mí ocho no son suficientes”

✨Vieron mi video de celebración de dos meses de blog…dos meses y yo ya sentía que ¡era una vida!

✨Hablamos del desamor en “Ponete los zapatos de charol y hacé ceviche”

✨Y uf! El post del ego, ese me sirvió de terapia a mí en “Cuando el lobo feroz sopló y sopló…pero no lo logró”

✨Trabajamos en los propósitos y prioridades del ultimo cuarto del 2017

✨Me acompañaron en mi charla acerca de blogging en “La abuela millennial”

✨Y qué tal el de la hipocresía de “Yo nunca he ido a Pague Menos”

✨Conocieron a Marielos, mi gran amiga calavera! Mientras juntas íbamos a la charla sobre gratitud en “No te esperés a que llegue Marielos”

✨Fuimos a lavar mi carro juntos cuando me cayó el balde de agua encima.

✨Y que maravilla el post de mis amigos emprendedores “A pulsiarla!”

✨Vivieron mi experiencia como Storyteller en la “puesta en escena” de “Cuando tu apellido tiene mucho ring ring y nada de helados”, uno de los mejores días de mi vida.

✨Celebramos los 80 años de mami en “Porqué yo solo puedo ser Princesa y no Reina”

✨Hablamos de felicidad en “Te pusiste Botox?”

✨Y también hablamos del valor de cada persona en “Superalo: no sos una ampolla”

✨Amanecimos muchas veces con una gran sonrisa y un buen café o batido verde.

✨Y les enseñé cómo decir te amo sin usar esas palabras en “You had me at hello”

✨Conocieron mi amor por las Calaveras y todo lo que tenga forma de calavera, piña y corona…. By the way, gracias a los que cuando ven una calavera cool, algo de piña o corona, me lo han mandado de regalo.

✨Y qué tan cool el mega sorteo de mi “Gratitude Box”

✨Odiaron los carro reno conmigo y los villancicos pop…apuesto que si me leyeron, se acordaban de mí con cada carro-reno que veían.

✨Y supieron cómo supero un mal día en “Como cucaracha Voladora”

✨Les di tips de cómo no engordarse ni un kilo en Diciembre en “Es Diciembre y el cuerpo lo sabe”

✨Y que tan cool el sorteo del “Full Planner”, amamos el Full Planner!

✨Repartimos muchas bolsas de bendiciones a los ciudadanos de la calle en “Pásala y no la devuelvas”

✨Y reflexionamos en la época de fiestas con “ Lo deseado, irracional y aterrizado de esta Navidad”

✨Pasamos Navidad juntos

✨Y dijeron wacala conmigo de los pinchos de carne en la playa.

✨También les conté cómo cumplir tus sueños en el 2018 con “Échame la culpa a mí”

✨Les desee lo major en el 2018 en “Los 18 por del 2018”

✨Iniciamos el 2018 con “Qué día es hoy? No sé pero yo estoy en remojo de aceite de coco”

✨Y les enseñé como yo recuerdo lo mejor de mi año en mi Memory Jar en “Coleccionando Momentos”

✨Traté de contagiar un poco mi estilo de vida descomplicado en “Porqué mis jeans siempre están rotos”

✨Y les dí esperanza en “El Universo ama los corazones tercos”

✨Ayyy la delicia de llorar para limpiar el alma en “ Mis ojos lloran por tí”

✨E intenté mediante la analogía de la batería del celular contarles qué cosas importantes deberían de elegir para recargar el alma en “Escojé uno, dos o tres”

✨Contagié ese orgullo de ser Tico en “ Soy una adicta sin posibilidad de recuperación”

✨Y les dije como lograr la felicidad absoluta en “Que la fuerza te acompañe”

✨Que tal mi peor date del mundo mundial en “Horripila”… mi amada Horripila que todavía me hace mucha falta.

✨Y también les dije mi secreto para andar siempre feliz en “Chorreadito que sabe a felicidad”

✨Me celebraron mi cumple #46! ¡Que felicidad!

✨Y les di tips de mi pelo para “No andar como una Barbie descontinuada”

✨Que desahogo fue escribir el post sobre el bullying “Como el palo de las gallinas: no al bullying”

✨“Podés corer, pero no esconderte” y una gran relexión de la vida.

✨Cuando casi mato a mi amigo por decirme que su esposa ya estaba “fea” y que yo le debería de hablar en “La Bella y la Bestia”

✨Amé “No soy rubia en realidad” de sobre cómo debemos de dejar de estereotipar a las personas y vivir y dejar vivir felices al resto del mundo.

✨Ja! Y cuando casi me caigo tratando de explicar las ventajas de caminar…todavía veo ese video y me ahogo de reirme.

✨Cuando te dí dos opciones de cómo vivir la vida sin que te importe el qué dirán en “Porque de verdad a nadie le importa”

✨O de la importancia de siempre pedir lo que queremos en “Es mejor morir en el intento”

✨El día que volví a trabajar en una empresa lo celebré con ustedes en “Colgué los tennis”

✨Y les conté de la importancia de entender que, no importa la edad que se tenga, la actitud y el reflejo del alma es lo que realmente importa en “ Capítulo 46: una vida reversible”

✨Me ayudaron miles con mi crisis de migraña, mil gracias por todos los tips y consejos.

✨Y en “Luke, yo soy tu padre” les hablé de cómo sobrellevar una mala noticia.

✨Traté de rescatarlos de la glorificación de sentirse siempre ocupados en “ El cementerio está lleno de indispensables”, post en que también les confesé cómo me robe un café…

✨Un día duro en “ Uno propone y Dios dispone”

✨Y como no un post de “Te Odio Luisito Rey” y de cómo identificar a esos Luisitos Rey que tenemos alrededor.

✨Mi aprendizaje del mundial de Fut aplicado a la vida en “Me dejó una chiva, una burra negra, una yegua blanca…”

✨Wow y algo que cuesta tanto entender como que la felicidad se vive de pequeños momentos en “ La Felicidad nunca llega”

✨Y despejé la gran ingógnita de mi brazo izquierdo en “Mis Hilos Rojos”

Todos esos posts, más muchos más -entre sorteos, fotos, recomendaciones de productos que uso y hasta cosas sin sentido- son Life Thru My Eye, soy yo!

Si tuviste alguno favorito, contame, siempre los comentarios de ustedes mis lectores me llenan de felicidad y hoy es un día ¡super especial para mí!

Miles de abrazos y bendiciones y que siempre tengan en sus vidas esos pequeñitos momentos que los hagan sonreír.